Árboles con alma


Mi abuelo, ilustre abogado y popular poeta costumbrista altoaragonés, publicó en 1935 una poesía en homenaje a los árboles dedicada a los niños. Se trataba de un poema sencillo, pedagógico, amable: a continuación transcribo la primera estrofa:

"La cuna en que nuestra madre / nos mece en la edad primera, / la lumbre de los hogares / de las risueñas aldeas, / el techo que nos cobija, / los muebles que nos rodean, / las flores que nos perfuman, / los frutos que nos sustentan, / los libros en que estudiamos / y el arca en que nos entierran; / son producto de los árboles / que véis crecer por doquiera" ...

Pues bien, el objeto de este blog es unirme a ese homenaje y dar a conocer los árboles ya que no con versos míos, con fotografías mías... Y con poemas acerca de los árboles de autores consagrados. Por cierto, el resto de la poesía de mi abuelo podéis leerlo en la entrada "Los árboles" de este blog.

martes, 22 de marzo de 2016

Ficus Rubiginosa. Higuera de Port Jackson

La "Higuera de Port Jackson" es un ficus de origen australiano que se ha utilizado mucho, por su notable belleza, en parques, jardines, plazas y calles en España; en particular en las zonas de la costa sur. Son famosos, por ejemplo los de Cádiz. Se trata de un árbol de hoja perenne de 10 ó 15 metros de altura, aunque puede llegar a los 30.


Una característica muy particular es su intensa generación de raíces aéreas. Así lo vemos en esta "higuera de Port Jackson" situada en el Jardín Botánico de Barcelona. La vista es mucha más espectacular desde otro ángulo: 


Nos acercamos a esas raíces que se han tornado troncos complementarios del inicial. Ciertamente es un aspecto notable. Fijaos, además en esas numerosas "fibras" que cuelgan de las ramas: son "raíces aéreas": las que lleguen a contactar con el suelo arraigarán en tierra y se convertirán en nuevos troncos, que engrosarán rápidamente y reforzarán el árbol y le aportarán más nutrientes...:


Ya hemos visto raíces aéreas de ese tipo en este blog; en concreto en la entrada referente al Ficus microcarpa, ó "laurel de la India". 

Aquí abajo tenemos el tronco de otro "rubiginosa", éste menos espectacular pero también muy clásico: tronco corto y grueso con una corteza gris, más bien clara...


El árbol de ese tronco está situado en el Jardín de Mossèn Costa i Llovera, precioso y famoso jardín ubicado en Miramar, en Barcelona. Como veréis son árboles de copa amplia, densa, oscura. En ese jardín le acompañan palmeras y plantas exóticas


Y aún otro gran ejemplar de ficus rubiginosa. Se encuentra en el parque de Torreblanca, parque que comparten 3 municipios: San Joan d'Espí, San Feliu de Llobregat y San Andreu de la Barca, del Área Metropolitana de Barcelona: 


Pues bien, se trata de un solo árbol, eso sí: muy extendido. Lo indica la simpática guía del parque que dice: "... el espectacular ficus que con sus múltiples e imponentes raíces de aferra a las rocas". Ciertamente el tronco original y las raíces aéreas convertidas en troncos crean una auténtica maraña en la que es difícil distinguir qué es cada cosa: 


Las hojas son ovaladas , pero tanto la base como el ápice son redondeados, no agudos. Miden entre 7 y 10 ó 12 centímetros de longitud y, hasta 5, de anchura.  El peciolo mide entre 1 y 2,5 centímetros. Aquí tenemos un conjunto de ellas del árbol de Torreblanca: 


 Las vemos más de cerca: son alternas; su textura es coriácea; su color verde oscuro por el haz y verde más claro y, a veces tendiendo al rojizo, por el envés


Y más hojas. Apreciamos también  las nuevas hojas protegidas por una vaina; y en el centro de la foto una pequeña esfera que luego será "sicono" ó higo y contendrá inflorescencias y frutos:


Pues aquí tenemos un"sicono" más hecho, pero aún verde:


Suelen aparecer por parejas opuestas; aquí vemos un par de siconos, en pareja, pero en distinto grado de maduración... al madurar pasan del verde inicial a un tono rojizo:


Y ahora unos cuantos siconos ya bastante maduros; pertenecen al árbol de Miramar:


Y otro grupo de siconos, casi maduros, también  de Miramar. Esos siconos incluyen en su interior las inflorescencias masculinas y femeninas. Mediante el ingreso en el sicono de una avispa específica se producirá la fecundación..., siguiendo su fruto dentro del sicono...


Tenemos ahora una nueva visión de la "Higuera de Port Jackson" del jardín de Montjuich. Por su perfecta arquitectura se ve que es un árbol mimado por los jardineros... 



Como decíamos, es especie muy estimada en las ciudades del sur peninsular: a destacar, por ejemplo, los ejemplares existentes delante del Hospital de la reina Sofia de Murcia.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada